lunes, 21 de diciembre de 2015

#143 Mi viejo amigo, mi perro

En plenas Navidades hay quien se plantea hacerse con un cachorro (perro, gato, erizo, cerdo vietnamita, chinchilla... No importa, que sea mono). 
Muchos de ellos no llegarán ni a adulto en la casa tras las Fiestas. España es el país que más animales domésticos abandona de Europa.
No he tenido la suerte de ver a mis perros envejecer por diferentes enfermedades. Quizás por eso aún entiendo menos que otros los abandonen después de toda una vida juntos, cuando más nos necesitan.

Arriba, Maddie y Ellie con 7 y 6 años. Abajo, 7 años después


Amanda Jones es una fotógrafa especializada en perros, gatos y otros animales.
En Agosto de 2015 publicó un libro con retratos de perros en los que se aprecia la diferencia en sus primeros y últimos años.
Tiene algo muy tierno ver estas fotos. Pasan de ser incansables jovenzuelos a perros que transmiten calma y sabiduría en su mirada.
El paso del tiempo es parecido al de los humanos, pero en un suspiro. En algunos apenas se nota y otros se transforman. El pelo pierde brillo, se alborota, se vuelve gris. Aparecen manchas, se marcan las cejas, la expresión de los ojos cambia. 
Pero su amor por nosotros sigue siendo el mismo.
Y debería ser correspondido hasta el final de sus días.

Un homenaje a nuestros compañeros de camino y una nueva oportunidad para los más mayores al final del post:













PD: Los perros sonríen.

Adoptar perros mayores

No mucha gente se plantea adoptar abuelitos peludos. Pero pueden ser una buena opción para las personas mayores.
Regalarle un cachorro con ese derroche de energía, fuerza y expectativas de vida no es realista. Siempre hay que tener en cuenta que sea realmente capaz de cuidarlo y atender sus necesidades; y supervisar los cuidados si es necesario.
Es cierto que un animal te obliga (a salir, andar...) y puede ser un gran apoyo pero no a costa de su salud o calidad de vida.
Os dejo el Facebook de SOS Abuelos [Peludos mayores de 7 años] para adoptar.

'Dog Years: Faithful Friends, Then & Now': Puedes ver cómo Amanda Jones hace las fotografías (¡no es fácil!) y el libro donde cuenta las historias de 30 perros en esas dos etapas de sus vidas y lo que aportan a las de sus compañeros humanos.

Imágenes (editadas): Por Amanda Jones, tomadas de Genial.guru y Bored Panda.

Temas relacionados:
#37 El perrito se ha hecho grande
#92 Solo si es contigo (#NoAbandonesAdopta)

Si te gustó, +1. Si socializas, comparte. Si tienes algo que decir, ¡comenta!
(Si tienes problemas para comentar desde dispositivo móvil, prueba a entrar desde G+)


6 comentarios :

  1. Un post realmente comnovedor.
    A las personas que disfrutamos de vivir con mascotas se nos hace inconcebible abandonarlas una vez que se han hecho viejitas, ¡ni pensarlo!. Aquellos que prefieren mascotas compradas a las adoptadas, o abandonan a sus viejitos peludos, creo que no comprenden el verdadero sentido de vivir con un animalito en casa. No es un adorno, el amor de ellos no se mide en el precio o el galmour de la raza.
    En casa vivimos dos humanos adentro y dos canes afuera, con todas las comodidades (calefacción en ambas "cuchas" por ejemplo), disfrutamos horas de juego, mimos y largos paseos que vamos adaptando a los achaques de la vejez de una de nuestras compañeras de vida. Cómo no acompañarnos ¡si somos una verdadera manada de mamíferos que hemos transcurrido muchos años en familia!
    Y es verdad que hay que tener en cuenta la edad del animalito. Los cachorros son muy enérgicos y los viejitos requieren otras atenciones. Lo importante es no pretender que nuestros peludos piensen y se comporten como humanos. He visto gente enojada con sus cachorros porque luego de muchas horas en soledad y encierro habían hecho destrozos en la casa. A veces falta empatía.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que has dado con un punto clave: La gente espera que se comporten como humanos y no se plantean las cosas como ellos las entienden. Hace falta tiempo y dedicación para educarles y adaptarse mutuamente (hace poco leí que tras dos meses han devuelto un gatete adoptado porque se hizo sus cosas en el árbol de navidad...).

      Eliminar
    2. Humanizar las mascotas es también una forma de maltrato :(
      Imaginate si además de prohibirle pishar en un árbol (los árboles están para eso, y para rascarse el lomo) lo perfuman, le ponen pañales...

      Eliminar
    3. Nunca hay que anular su esencia.

      Eliminar
  2. Ya conocía el maravilloso trabajo de Amanda Jones, y espero tener la gran fortuna de poder ver a mis 3 perritos envejecer a mi lado y cuidarles hasta el último de sus días como ellos hacen conmigo, pues son quienes más tiempo pasan conmigo y hasta me atrevería a decir que quienes mejor me conocen, para eso son únicos. Solo el primero que vino fue un regalo, de la camada de la perrita de mi hermano, los otros fueron adoptados adultos con 3 y 4 años. La gente suele tener preferencia por los cachorros pero no se dan cuenta de lo que eso conlleva, un cachorro es como un niño, destroza cosas, tiene que aprender a hacer sus necesidades, tiene mucha energía, demanda mucha atención, etc. y de ahí que la mayoría de los abandonos se den a los meses cuando el perro se hace mayor y se convierta en un estorbo. Como animalista y colaboradora de un refugio de galgos y podencos, he visto la cara más cruel del ser humano con ellos desde cerca, y es deleznable. Como todas las navidades y el resto del año pido por la adopción responsable, con decisiones tomadas en frío, y no guiarse tanto por los gustos estéticos y si más por tu forma de vida. Si de verdad quieres un perro y sabes lo que te va a aportar, te da igual como sea de guapo, pero si te tiene que importar las necesidades que requiera si quieres que la relación funcione. En mi casa somos familia numerosa perruna y es todo un orgullo serlo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mucha sabiduría en tus palabras. Un animal de compañía no es una obligación, es una bendición y hay que tener en cuenta que es una vida lo que está en tus manos. La crueldad del ser humano muestra muchas caras horribles, pero afortunadamente su bondad también es infinita.
      Ojalá muchos más amigos peludos tengan la oportunidad de formar parte de una gran familia como la tuya :)

      Eliminar

AYÚDAME A ACREDITAR LAS FOTOS DEL BLOG

AYÚDAME A ACREDITAR LAS FOTOS DEL BLOG
Imagen diccionario: Dani Torrent